Día de Santa Agueda / Saint Agatha Day

Hoy 4 de febrero se celebra la víspera de la Santa Águeda (en euskera Agate Deuna). Es una celebración muy entrañable en el País Vasco porque salen por la calle por la noche coros a cantar la canción de Santa Águeda. Se acompaña la canción con palos llamados makilas que se golpean rítmicamente contra el suelo. También se llevan velas o algun tipo de iluminación y se recorren los barrios, cantando en cada parada. En concreto en Algorta se reúnen después todos los coros a las 20:00 h en la plaza de la estación. Todas las personas del coro se visten iguales con ropa tradicional. Suelen recolectar fondos para diferentes causas beneficas.

Esta es la letra de la canción, en euskera:

Aintzaldu daigun Agate Deuna
bihar da ba Deun Agate,
etxe honetan zorion hutsa (bis)
betiko euko al dabe. (bis)

(dos golpes con makila)

Deun Agatena batzeko gatoz
aurten be igazko berberak
bihotzez hartu gagizuz eta (bis)
zabaldu zuen sakelak. (bis)

(dos golpes con makila)

Orain bagoaz alde egitera
agur dautsugu gogotik;
Agate Deuna bitarte dala (bis)
ez duzu izango kalterik… (bis)

(tres golpes con makila)

EUP!!

Escuchala aquí:

Según la tradición católica la Santa Águeda de Catania fue una virgen y mártir. Su festividad se celebra el 5 de febrero.

Según el hagiógrafo Santiago de la Vorágine en su obra La leyenda dorada, en tiempos de persecuciones contra los cristianos, decretadas por el emperador Decio, el procónsul de Sicilia, Quintianus, rechazado en sus avances por la joven Águeda, que ya había ofrecido su virginidad a Jesucristo, en venganza por no conseguir sus placeres la envía a un lupanar, regenteado por una mujer llamada Afrodisia, donde milagrosamente Águeda conserva su virginidad. Aún más enfurecido, ordenó que torturaran a la joven y que le cortaran los senos. La respuesta de la que posteriormente sería santa fue: “Cruel tirano ¿no te da vergüenza torturar en una mujer el mismo seno con el que de niño te alimentaste?“.

Aunque en una visión vio a San Pedro y este curó sus heridas, siguió siendo torturada y fue arrojada sobre carbones al rojo vivo y revolcada en la ciudad de Catania, Sicilia (Italia). Además se dice que lanzó un gran grito de alegría al expirar, dando gracias a Dios.

 

Today the 4th of February, the eve of St. Agatha (Basque for Agate Deuna) is celebrated. It’s a very intimate celebration in the Basque Country because night choirs walk the streets singing the song of St. Agatha . The singers rhythmically hit the ground with sticks called makilas. Candles, or in fact any type of lighting, are also carried through neighbourhoods, as the people walk and sing at each stop. All the members of the different choirs dress in traditional clothing.

These are the lyrics of the song, in Basque:

Aintzaldu daigun Agate Deuna
bihar da ba Deun Agate,
etxe honetan zorion hutsa (bis)
betiko euko al dabe. (bis)

(dos golpes con makila)

Deun Agatena batzeko gatoz
aurten be igazko berberak
bihotzez hartu gagizuz eta (bis)
zabaldu zuen sakelak. (bis)

(dos golpes con makila)

Orain bagoaz alde egitera
agur dautsugu gogotik;
Agate Deuna bitarte dala (bis)
ez duzu izango kalterik… (bis)

(tres golpes con makila)

EUP!!

According to Catholic tradition, Saint Agatha of Catania was a virgin martyr . Her feast is celebrated on February 5th.
According to the hagiographer, Santiago de Voragine, in his Golden Legend, during the time of persecution against the Christians following the orders of the Roman Emperor Decius, Agatha, who previously had offered her virginity to Jesus Christ, as punishment was sent to a brothel by the proconsul of Sicily, Quintianus, for rejecting his advances. The madam of the brothel was named Aphrodisia, and it was here that Agatha miraculously preserved her virginity. Even more enraged, Quintianus ordered her to be tortured and her breasts cut off. Her response was: “Cruel tyrant, are you not ashamed of torturing a woman on whose same breast you fed as a child? ” .
Although later in a vision she saw St Peter who cured her wounds, she continued to be tortured including being thrown on red-hot coals; she finally died in prison in the city of Catania, Sicily (Italy) in 253 AD. It is said that she gave a great shout of joy when dying, giving thanks to God.

 

 

Share

CC BY-NC-ND 4.0 Esta obra está licenciada bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivar 4.0 Internacional. Puede encontrar más permisos que exceden esta licencia en https://idoiaminguez.com/?page_id=5.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Código CAPTCHA Code * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.